miércoles, noviembre 04, 2015

Secret Wars (2015): 1-2

El Universo Marvel ha muerto, lo queramos o no, lo que veremos tras Secret Wars será una especie de "soft" reboot con el que harán los cambios que estimen oportunos en el universo marvel principal y meterán todo lo que quieran de las películas y obviarán lo que quieran de la continuidad seguramente, además de meternos a algunos personajes de otros universos alternativos como a Miles Morales (estaba claro que iba a ser uno de los supervivientes del universo Ultimate). Lo queramos o no esto es lo que pasará, aunque se sepa que gran parte de los seguidores de las películas no se pasan a los cómics, se siguen empeñando en meter cambios artificiales para que estos se parezcan más a los vistos en cine y series (y no digo que algunos cambios vistos en las películas o a raíz de ellas sean malos, no todos lo son, pero esos cambios de personalidad repentinos no ayudan mucho que digamos). 

Desde su inicio en Nuevos Vengadores Hickman ha ido preparando el camino para este momento, esta versión marvelita de Crisis en Tierras Infinitas donde eliminar y simplificar lo más posible y encuadrar prácticamente todo en un mismo universo que conllevará el final de Secret Wars. Aún así esto no indica que el cómic tenga que ser malo, puede que sea entretenido al menos, ¿no?

El primer número de Secret Wars nos muestra la última incursión entre los dos últimos universos del multiverso Marvel, el universo "original 616" y el universo "ultimate". Como en otras incursiones vistas en las páginas de Los Nuevos Vengadores, en las que ya sea los "nuevos" Illuminati se dedicaban a eliminar otras tierras para que la suya pudiera seguir viviendo un poco más el cónclave de Thanos y compañía seguía con la labor. Por otro lado también tenemos al Doctor Muerte y el Doctor Extaño que también hacían de las suyas para conseguir lo mismo por otros medios y desde el universo Ultimate tenían a la contrapartida de Reed Richards haciendo más de lo mismo por su universo. Y como ya sabemos todo el Universo Marvel muere en este primer número. Por otro lado, en el segundo número vemos lo que ha sobrevivido gracias al Doctor Muerte y Stephen Strange, un mundo compuesto por partes de otros universos donde Muerte es el dios de lo que queda de la existencia, y un cuerpo de Thors hacen cumplir su ley. Cada zona es controlada por Barones que rinden ante muerte. No tardaremos en descubrir que aún quedan algunos supervivientes al fin del mundo.

Estos dos números han servido de introducción por lo que no se puede decir mucho, han estado entretenidos pero sirven como mera introducción a la nueva situación. El dibujo de Esad Ribic está al nivel de su trabajo en el Thor, por lo que puede que sea una de las partes más disfrutables de estos cómics, además de las portadas de Alex Ross.

Valoración: 6.5/7

No hay comentarios: